La burla.

18/04/2016
-Por César Langarica Santana.

Vea las imágenes cuando atienden a la madre de Ivanna la niña asesinada hace apenas unas semanas, se ríen, y no se ríen en realidad se burlan de ella y de los ciudadanos a quienes prometen ayudar, nunca llamó al Fiscal para que su caso avanzara, nunca investigó a los empleados de Parques y Jardines que fueron al domicilio de quien dicen asesinó a la niña a cortar sus árboles y servirle como no sirven a los parques y jardines de Puerto Vallarta que les pagamos su sueldo.

La miró a los ojos, estaba de frente, a unos pocos metros, ante medios de comunicación que lo escucharon y grabaron, le dijo que investigaría, pero no hay nada, tan pronto como cerró la puerta que lo conduce a su oficina dejó en ese salón su promesa, así le importan todos los temas de los ciudadanos tan pronto como se ve en sus hechos y no en sus promesas.

Si de verdad les importara estarían suspendidos los que aparecen en el video, pode usted un árbol en su casa y seguro la caen con multas y amenazas, pero ellos los ricos y poderosos pueden talar cuanto árbol, pueden acabar con cerros enteros y nadie les dice nada, peor aun le mandan a funcionarios públicos para que lo hagan faltaba mas, como si lo necesitaran.

Si de verdad le interesaran los temas de los ciudadanos no se buscaría justificar el que si estaban o no en horas de trabajo, debería investigar y castigarlos si son culpables, como le aplican la ley a cualquier ciudadano. ¿Por qué ellos no son castigados? ¿Los funcionarios son mejores que la Mamá de Ivanna? ¿Son acaso mejores que una niña que perdió la vida cuando apenas comenzaba a vivir?

La mejor pregunta es ¿Por que no defiende a Ivanna como defiende a los de Parques y Jardines? Ya quisiéramos que alguien nos defienda de esa manera, es altamente sospechoso que en lugar de castigar a quienes actuaron mal este buscando una férrea defensa, dejan la duda en torno si fueron solos o tienen que protegerlos porque alguien de mayor nivel los mandó.

Nadie puede imaginar el terror de perder a un hijo frente a tus ojos, no debe uno dormir al recordar el momento en que su vida se escapa de tus manos y la impotencia de no poder hacer nada, que quien le quitó la vida en lugar de bajar a ayudarte escapara y que vivas una pesadilla para que sea detenido y castigado, que quien te debió tender una mano como prometió en campaña hoy tengas que hacerle una marcha para que te atienda, y que después de demostrarle que tienen privilegios te encuentres más barreras para que los castiguen.

Este caso no debe olvidarse porque así hemos olvidado cuando Mochilas vendió medio Vallarta cuando en campaña dijo que lo haría, y cuando pasea por las calles cuando viene es poco menos que mal visto, pero bueno sería que cuando lo vean le reclamen sus hechos, que sepa que ni olvidamos ni perdonamos, y que algún día cuando los veamos a la cara sepan que sabemos exactamente que pensamos de ellos.